Saltar al contenido

¿Cómo aprender a dar masajes?

Cómo aprender a dar masajes

¿Cómo aprender a dar masajes? Primeramente debes saber que para realizar un masaje correctamente deberás aprender de la profesión. Este tipo de servicios es uno de los más demandados sobre todo el campo de la estética, relajación y el deporte.

Dar un buen masaje va más allá de solo mover tus manos sobre determinadas áreas del cuerpo, ya que es una profesión que requiere de conocimientos más profundos para evitar generar más dolencias o alguna lesión por mal movimiento o presión.

¿Cuántas veces un buen masaje no te ha solucionado tensiones por estrés? Esta es una de las principales causas por la cual las personas buscan realizarse masajes. Poder desconectar y experimentar sensaciones de relajación y liberación de cargas son posibles gracias a los masajistas.

Un profesional del masaje puede tener diversas funcionalidades, ya sea dar placer, descontracturar, terapéutico, etc. Es por eso, que es importante que sepas que aprender a dar masajes necesita de estudios para el conocimiento de los músculos, capas superficiales, etc.  Pero, ¿cómo aprender a dar masajes? Te lo explicamos a continuación.

¿Qué tipo de masajista quieres ser?

Antes de conocer como aprender a dar masajes, es importante que te preguntes qué tipo de masajista quieres ser, pues no es lo mismo los masajes de relajación que aquellos que se realizan para descontracturar.

Existe una amplia gama de especialidades para el sector de masajes, algunos inclusos requieren de una formación universitaria, como en el caso de los fisioterapeutas.

Aun así, para aprender a dar masajes correctamente y de acuerdo a las diferentes necesidades, también existen cursos que podrás realizar, cada uno de ellos te dará las técnicas necesarias.

Puedes escoger entre los de reflexología podal, chocolaterapia, deportistas, de relajación, masajes faciales, para la espalda; masajes especiales para embarazadas o niños. Incluso podrás escoger no solo el tipo de masajes, sino también, diferentes técnicas como el Shiatsu, la cual es una técnica oriental.

Es por ello, que debes tener muy definido lo que deseas realizar.

¿Cómo aprender a dar masajes?

Como mencionamos anteriormente para aprender a dar masajes se necesita cursar una especialización, ¿Por qué? No solo porque cada área requiere técnicas diferentes, sino, porque ejecutar de mal manera un masaje puede generar incomodidades, molestias o resultados muy negativos, en vez de resultados óptimos y relajantes.

Algunas de las áreas en las cuales puedes enfocarte para realizar masajes y seleccionar el curso correcto, son las siguientes:

  • Terapéuticos: este tipo de masajes son aquellos que se realizan para solucionar diferentes trastornos neuromusculares o musculo-esqueléticos. Mediante ellos, puedes eliminar las toxinas y estimular la circulación del paciente para mejorar la condición de los tejidos musculares afectados.
  • Estéticos: uno de los tipos de masajes más demandados hoy en día son los estéticos. estos masajes se utilizan para mejorar la condición de la piel, es decir, son eficaces para la eliminación de células muertas, además mediante estas técnicas se puede tonificar el tejido epitelial e incluso combatir las molestas celulitis.
  • Deportivos: mantener en forma y cuidar el cuerpo antes y después de una práctica o competición deportiva es sumamente importante. Es por ello, que existen masajes especializados para los deportistas, ya que se utilizan técnicas diferentes para la pre-competencia y post-competencia. Igualmente, para los casos de alguna lesión que pueda ser tratada mediante masajes.
  • Relajantes: aprender a dar masajes relajantes puede ser útil en cualquier momento, con estos puedes ayudar a los pacientes a regular la tensión mediante la liberación de endorfinas. Generando una sensación de confort y descanso. Este es uno de los más utilizados en momentos de estrés y ansiedad.
  • Preventivos: estos pueden ser utilizados en cualquier paciente, aunque lo más común es en el caso deportivo. Esta rama se enfoca en el tratamiento para prevenir lesiones y dolores que suelan a parecer de manera repetitiva.

Quiromasaje como curso básico para aprender a dar masajes

Aunque no existe un colegio o formación reglamentaria para titularse como masajista, existe diversidad de cursos que te permiten ser un masajista profesional. Cualquier persona que desee aprender a dar masajes y que además desee dedicarse a ello, debe tener en cuenta primeramente que no solo es ir a un curso y ya, sino que es importante que el curso al que asista sea de calidad.

De esta manera se garantiza que aprenderás las técnicas y procedimientos correctos, y que además, te garantice no solo un aprendizaje teórico, sino también práctico, de manera tal que puedas conocer cada musculo, articulación, técnicas de tonificación y todo aquello que sea necesario para devolver la movilidad y relajación que necesite la persona.

Uno de los cursos básicos y principales es el quiromasaje, mediante este curso podrás aprender a suavizar dolencias, liberar tenciones y mucho más.  Además, que hacerse como quiromasajista profesional garantiza una entrada en el campo laboral.

Incluso, este tipo de curso puede ser complementado con el de masaje terapéutico o el de cualquier otra área. De manera tal, que puedas desempeñarte en el mundo de los masajes de manera integral.